Museo Nacional de Costa Rica

Advertisement
Advertisement
 
              

Para aprender a cultivar las “flores de pasión”

Wendy Segura
Área de prensa y relaciones públicas, Dpto. de Proyección Museológica

Portada del libro El próximo 21 de octubre a partir de las 3 p.m., el Museo Nacional presentará el libro “Flores de Pasión de Costa Rica”, de los ingenieros forestales, Armando Estrada del Museo Nacional  y Alexander Rodríguez del INBio. Este es el primer libro sobre las bellísimas flores de pasión de Costa Rica, las pasifloras, y está escrito para aficionados y naturalistas por igual.

Para quienes se preguntan ¿qué son las flores de pasión? Tenemos que contarles que son enredaderas que se caracterizan por sus zarcillos y flores exóticas. Los frutos de algunas variedades como la maracuyá, granadilla y estococa,  tienen sabores deliciosos y se utilizan en jugos, helados y postres en toda la región tropical.

Costa Rica posee al menos 51 especies nativas de pasifloras, algunas en peligro de extinción, entre ellas cuatro especies endémicas que no se encuentran en ningún otro lugar del mundo. Este libro permite identificar fácilmente todas las especies de pasifloras que crecen en Costa Rica y conocer dónde y cómo viven. Prácticamente todo lo que se sabe sobre estas plantas se presenta en este único y compacto volumen de agradable lectura.

La forma de adquirir el libro y la inversión se la estaremos comunicando más adelante.

¿Porqué el nombre “flores de pasión”?

Detalle de la Pasiflora

 

 

 

 

 

 

 

 

Aunque su nombre para algunos evoque el romanticismo, no tiene nada que ver con este sentimiento. Según la leyenda cuando los misioneros católicos llegaron al “nuevo mundo”, observaron en las estructuras de estas flores, símbolos de la pasión o sufrimiento de Cristo.  Este simbolismo dio origen al nombre de la familia y de su género más diverso: Passiflora, que significa Flor de pasión.

De acuerdo a esta interpretación, la corona de filamentos representa la corona de espinas; los tres estilos simbolizan  los tres clavos con los que Jesús fue clavado en la cruz; los estambres representarían las cinco heridas recibidas por Cristo en el Calvario y finalmente los pétalos y sépalos representan a los diez apóstoles que se mantuvieron fieles a Cristo, durante su Pasión.

¿Interesante verdad? Le invitamos entonces a que experimente con el cultivo de esta hermosa planta en su jardín.