Museo Nacional de Costa Rica

Advertisement
Advertisement
 
              

En detalle

Pájaros…. ¿bobos?

Silvia Elena Bolaños
Ornitóloga, Dpto. de Historia Natural

El pájaro bobo tiene un bello y colorido plumaje. Fotografía del ornitólogo Julio SánchezTal vez usted nunca ha escuchado que existen los pájaros bobos…, pues sí los hay. Los llamados pájaros bobos pertenecen a la familia de aves Momotidae. En Costa Rica esta familia cuenta con seis especies, todas de hermosos y coloridos plumajes. No obstante, la especie más ampliamente distribuida en el país y más común de observar en su rango de distribución es el momoto común.

Esta especie se encuentra en el Valle Central y elevaciones intermedias, en el Pacífico sur, central y norte; en la parte más seca del noroeste del país se limita a bosques de galería. Al igual que la mayoría de los momotos, presentan una característica cola en forma de raqueta, que mueven de un lado a otro como si quisieran hipnotizarnos, por lo que se han ganado en otros países el nombre de pájaro reloj. Sin embargo, se diferencia del resto de las especies, por presentar un anillo de color azul intenso que separa su coronilla negra con los lados de la cabeza.

Su hábitat incluye bosques húmedos, bosques estacionales, crecimientos secundarios sombreados, claros con árboles esparcidos, plantaciones (como cafetales) y jardines sombreados. Se le puede ver más comúnmente de forma solitaria, aunque también en parejas.
 
El pájaro bobo se alimenta de frutos y lombrices. Fotografía de Esteban HerreraEl pájaro bobo se alimenta de frutos, pero principalmente de invertebrados del suelo o de la vegetación,  tales como insectos, ciempiés, lombrices y arañas; muchas veces siguen a las hormigas guerreras para alimentarse de los invertebrados que espantan a su paso. Además, pueden depredar vertebrados como pequeños reptiles, mamíferos, ocasionalmente pequeñas aves y nidos. Se han hecho peculiares reportes de la especie depredando presas como por ejemplo colibríes adultos, un ratón, una rata y hasta un murciélago. 

 
Su anidación es algo particular, no hace un nido como los conocemos normalmente, sino que excava madrigueras en bancos o paredes de tierra para poner en una cámara terminal, sus huevos, que generalmente son de tres a cuatro, y puestos entre marzo y mayo. Estas cavidades pueden ser de más de un metro hasta los cuatro metros de largo, y no siempre son rectas. Debido a esta característica, en algunos países se le conoce como barranquero o guarda barrancos.
 
Uno de sus características más vistosas es su extraña cola, que termina en dos plumas azules redondeadas. Fotografía de Silvia BolañosHay ciertas creencias relacionadas a esta especie; dentro de la cultura huetar a esta ave se le conoce como pájaro juto o coicote, para ellos, su canto en el mes de abril, es el anuncio para sembrar el maíz, el arroz y el frijol. Para otros, su canto es entrada de temporales o de desastres naturales. Se dice también, que este momoto es el médico que sana a las otras aves que están enfermas.

Después de toda esta información, usted seguirá preguntándose, ¿pero por qué pájaro bobo? Pues su nombre no obedece a otra cosa más que a las vocalizaciones que emite, ya que al escucharlos parecen decirnos bo-bo, bo-bo.

Así que preste atención la próxima vez que se encuentre en su jardín o en el parque, porque podría tener la oportunidad de contemplar o escuchar a tan hermosa ave.