Museo Nacional de Costa Rica

Advertisement
Advertisement
 
              

Aportes

Zapote y la Parroquia de la Inmaculada Concepción

Roberto Le Franc Ureña
Antropólogo

La iglesia de Zapote en su diseño original. Fotografía tomada de la página www.tropicocr.comDurante la época colonial los asentamientos españoles (Barva, Aserrí, Curridabat,  en su origen pueblos de indios, entre otros), fueron consolidándose y pasaron a dar origen a los pueblos y villas del valle intermontano central de Costa Rica.

Así se conformó poco a poco la estructura político administrativa nacional. Al centro del país y junto al incipiente desarrollo de San José surgieron poblaciones como Desamparados (Dos Cercas), Escazú, Tibás o Zapote (que en sus inicios fue un cruce de caminos entre la capital de Cartago y las villas de los valles de Aserrí y Barva).

La comunidad
La tradición oral cuenta que el apelativo Zapote “…se debió a la gran cantidad de árboles de ese fruto  (Manilkara zapote – Pouteria sapote) que existían en la localidad…”; sin embargo una de las primeras referencias documentales alusivas al nombre Zapote como paraje, la encontramos en 1729 en el testamento del capitán Francisco Alejandro Bonilla  que tenía entre sus bienes  “… unas caballerías de tierra que son linderos con el riachuelo llamado Ocloro  y que sirve de mojón  con un hormiguero que está en un paso que coge el camino del Zapote…”.

Otra alusión al nombre como barrio lo tenemos en 1799 en el testamento de Tomás Romero y María Francisca Bermúdez   “…  vecinos del barrio del Zapote…”. A principios del siglo XIX -1801- los vecinos de San José y sus barrios levantan una suscripción para construir un cuartel y para ello “…el barrio del Zapote contribuyó con la suma de 304 reales…” y hacia finales de 1820 los vecinos de Zapote convocan al Ayuntamiento de San José y acuerdan nombrar un maestro para primeras letras que enseñaría gratis a la gente más pobre.

En 1852 ya existía… “el distrito de la Concepción, dividido en los barrios de Zapote y Turrujal…”, mismo que evolucionaría y llegaría a ser el distrito 5, Zapote, del Cantón Central de la Provincia de San José. El apelativo de la Concepción se debe a la particular devoción a la Inmaculada Concepción de María, patrona de la comunidad.

La Parroquia
Fotografía de la antigua iglesia de Zapote, tomada de la página www.tropicocr.comEs muy probable que en épocas tempranas (1799) existiera en el nuevo barrio del Zapote algún sitio u oratorio particular en el cual se conservaran y rindieran culto a algunas imágenes de la Virgen María o estampas de santos.

Sabemos que para 1857 (7 de octubre) el barrio de la Concepción ya está consolidado como tal (no olvidemos que muchos de sus habitantes participaron activamente o murieron en la Campaña Nacional contra William Walker 1856-1857), por lo que sus vecinos piden al obispo Anselmo Llorente permiso para construir un oratorio. El 21 de noviembre de 1859 solicitan la bendición del inmueble y el aval respectivo para celebrar misas (primera ermita).

El 28 de diciembre de 1861 se solicita y se concede permiso para ampliar el edificio y en 1862 para construir una ermita más amplia y en un sitio más adecuado (segunda ermita).

En 1876 (26 de agosto) da inicio la construcción del templo actual que ya es filial de la Parroquia del Sagrario de la ciudad de San José, a finales de 1887 la iglesia ya está construida aunque faltan algunos detalles como la sacristía, las torres, el cielo raso, que se solucionarían con el paso del tiempo.

En febrero de 1941 se constituye en Coadjutoría Territorial el distrito e iglesia del Zapote y el 7 de Noviembre de 1949 se erige como una nueva Parroquia la Iglesia de la Inmaculada Concepción del Zapote segregándola de la parroquia de la Soledad.

En 1971 se modifica la fachada del inmueble, se eliminan las torres que eran de latón y madera y se construyen otras de block y cemento; en 1990 se modifica otra vez la fachada construyendo un nuevo atrio adosado a ella al igual que en las entradas laterales.
En 1996 se demuelen estos agregados y dan inicio los trabajos de restauración y ornato del inmueble así como de los jardines y establecimiento de vehículos.

La pujante comunidad de Zapote pasó de paraje en 1729 a distrito del Cantón Central de San José y hoy se intenta solicitar el cantonado y lograr obtener así sus propios recursos como municipio independiente.